Setenta años sin Manuel, «el otro» Machado

Tal día como hoy, hace 70 años, fallecía Manuel Machado. El mayor de los Machado fue dramaturgo, poeta, documentalista, archivero y periodista. Sin embargo, a pesar de su gran capacidad literaria, este erudito quedó en buena medida eclipsado por su hermano menor, Antonio Machado, autor de versos imborrables de la poesía española como Caminante no hay camino, que inspirarían después a Serrat.

Manuel Machado. Mundo Gráfico.1916

Manuel Machado. Mundo Gráfico. 1916

Los hermanos Machado no fueron los primeros notables de la familia, que contaba con una larga tradición en el mundo de los intelectuales. Su abuelo paterno, Antonio Machado Núñez destacó como antropólogo, zoólogo y geólogo y fue rector de la Universidad de Sevilla. Su abuela paterna, Cipriana Álvarez Guerra, pintora y escritora, fue conocida como La mujer de los cuentos. El padre de los hermanos Machado, Antonio Machado Álvarez, conocido por su seudónimo Demófilo también fue escritor y folclorista.

Manuel Machado nació en el barrio sevillano de La Magdalena, en agosto de 1874. Poco después su familia se trasladó a Madrid, ciudad donde pasaría su juventud e iniciaría sus estudios en la Institución Libre de Enseñanza  y obtendría la Licenciatura en Filosofía y Letras en 1897.

El autor pasó largas temporadas en París, trabajando como traductor, e imbuyéndose de un característico simbolismo francés, sin renunciar al influjo andaluz con acento sevillano que le transmitió su padre. Muestra de ello encontramos Adelfos, poema recogido en Alma (1900) de marcado tono autobiográfico:

Yo soy como las gentes que a mi tierra vinieron
soy de la raza mora, vieja amiga del Sol,
que todo lo ganaron y todo lo perdieron.
Tengo el alma de nardo del árabe español

Su carrera literaria se desarrollaba rápidamente, pero también destacaba en otras destrezas como en el ámbito de la documentación. El 6 de agosto de 1914 entró a formar parte del cuerpo de archiveros de la Biblioteca Nacional y posteriormente fue nombrado director de la Biblioteca Histórica Municipal y del Museo Municipal.

Manuel Machado. Mundo Gráfico. 1912

Manuel Machado. Mundo Gráfico. 1912

En plena guerra, el 19 de febrero de 1938 tomo posesión como Miembro de la Real Academia Española con un discurso Unos versos, un alma y una época que encandiló a todos los asistentes al acto.

“Yo en fin, he de hablaros y en prosa de mi propia vida en relación con mi arte y de sus  evoluciones y vicisitudes, a través de años, ¡ay!, bastantes para haber blanqueado mis   cabellos y apagado mis ojos, antes siempre sedientos de horizontes y que ahora se cierran   para ver”

La Guerra Civil afectó profundamente a la relación entre los hermanos. Manuel, anteriormente republicano, fue detenido y encarcelado en burgos por los sublevados y probablemente con intención de ser libre y sobrevivir, se convirtió, dedicándole posteriormente versos a la España de Franco. Antonio Machado fallecía en febrero de 1939, ya exiliado en Colliure, Francia. Los hermanos nunca volverían a verse.  Manuel Machado viajó a Colliure tres días después, la desolación marcó desde entonces sus días.

Manuel Machado quedó en buena medida eclipsado por la poesía de su hermano Antonio Clic para tuitear

El Machado olvidado

Manuel Machado quedó en buena medida eclipsado por la poesía de su hermano Antonio. Desde la década de los cuarenta los trabajos de éste fueron tratados incluso con devoción,  se publicaron infinidad de estudios críticos y se multiplicaron las ediciones de sus obras, traducidas a numerosos idiomas, como el chino.

Apenas se realizaron estudios sobre la obra de Manuel Machado cayendo éste en desinterés. La grandilocuencia con la que se trataba a su hermano radicó en un menosprecio de la capacidad de Manuel.

Sin embargo, estudiosos como Miguel d’Ors, profesor y poeta  compostelano, asegura en Estudios sobre Manuel Machado (2000) que la capacidad creativa y literaria de ambos era excepcional y que no había ningún motivo para que se menospreciara la obra del mayor de ellos.

¿Por qué sufrió Manuel tal marginación?  Parece ser que el principal motivo de confrontación fue el político. Manuel Machado había pasado prácticamente del krausismo al franquismo y se enmarcaba en las líneas del modernismo, mientras su hermano Antonio se mantuvo como ferviente republicano, respondía al espíritu regeneracionista del 98 y tuvo que someterse al exilio, convirtiéndose en víctima de la guerra. Antonio derivó en un mártir y su hermano, que dedicaba algún verso a la Nueva España, cayó en el olvido.

A pesar de la importancia que le concedió la poesía social de las décadas posteriores a Antonio, había quien dedicaba palabras dulces y sinceras al otro Machado. Hace 70 años, el 19 de enero de 1947, A. Marqueire, periodista del diario ABC despedía al poeta con estas palabras: “Tendrá un altar en el corazón de todos los que amen de veras, como él amó, la poesía y la verdad”

Cristina del Estal

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *