Reproducción de documentos en la BNE

Con el objeto de facilitar el acceso a la información y la difusión de conocimiento de nuestra cultura, la Biblioteca Nacional ofrece la posibilidad de obtener reproducciones de documentos a través de diferentes sistemas. Permitir a los usuarios que reproduzcan documentos pertenecientes al patrimonio cultural apoya la investigación y la generación de conocimiento. A partir de un leitmotiv de cercanía y accesibilidad, se ponen a disposición de los usuarios diferentes prestaciones, cada cual adecuada a sus necesidades y preferencias. En todos los casos, se trata de servicios de fácil y sencilla utilización, de los que cualquiera puede hacer uso.

Si quieres obtener la reproducción de algún fondo de la Biblioteca, puedes hacerlo a través de cualquiera de estos sistemas:

Autoservicio de reprografía

autoservicioEl autoservicio de reprografía te permite realizar fotocopias directas de las obras que estés consultando en las salas de la Biblioteca, tanto en blanco y negro como en color, así como realizar copias digitales en diferentes resoluciones y formatos para guardar en un dispositivo USB.

Puedes realizar hasta un máximo de 20 fotocopias de cada obra, pero nunca de más de un quinto del total. Los documentos que se pueden copiar en el autoservicio son libros y revistas posteriores a 1958, siempre que su estado de conservación lo permita. Para un número de copias mayor, deberás solicitarlo a través del servicio de reproducción por encargo. En el caso de que quieras copias en papel a partir de documentos microfilmados o registrados en soportes digitales, no existe límite de páginas, siempre que no tengan derechos de autor.

Si quieres hacer uso del autoservicio de reprografía, deberás, en primer lugar, crear una cuenta en uno de los ordenadores de la Biblioteca destinados a tal efecto. Para esto, sólo necesitas el carné de la BNE y aportar unos datos personales. La cuenta será personal para cada usuario, quien podrá gestionarla y ver toda la información relacionada con la misma en cualquier momento. En segundo lugar, deberás cargar la cuenta recién creada con saldo para realizar las fotocopias, en lugar de cargar una tarjeta-monedero como se venía haciendo hasta ahora. Para ello, tendrás que iniciar sesión con tu nombre de usuario y tu contraseña en una de las estaciones de pago que se encuentran tanto en el espacio de reprografía anexo al Salón General de Lectura como en la Sala de Prensa y Revistas. Allí deberás introducir en efectivo el importe del que quieras disponer. Una vez que la cuenta haya sido cargada, es posible realizar las reproducciones en cualquiera de los equipos multifunción repartidos en las diferentes salas de consulta de la Biblioteca y en el espacio de reprografía.

Reproducción de documentos por encargo

porencargoNo obstante, no es necesario que te desplaces a la Biblioteca, sino que desde cualquier lugar puedes lograr la obtención de copias, gracias al servicio de reproducción de documentos por encargo. Con este servicio puedes solicitar duplicados de cualquier tipo de fondos de los que hay en la BNE. No pienses que sólo puedes obtener copias de páginas de libros, sino que también podrás hacerlo de prensa, fotografías, grabados, mapas, carteles… y hasta grabaciones de audio y vídeo.

En la página web existe un formulario para realizar la solicitud, que debes rellenar con datos suficientes para que la BNE disponga de información para identificarte tanto a ti como a la obra. Este formulario está conectado con el catálogo automatizado de la BNE y te permite importar los datos de las obras solicitadas desde ahí. Del mismo modo, te informa si la obra que pretendes reproducir está ya digitalizada en la Biblioteca Digital Hispánica o en la Hemeroteca Digital. Este servicio permite también la solicitud de documentos para uso público, y podrás realizar la petición de hasta un máximo de 10 obras por cada solicitud.

Recibirás en tu correo un documento con los datos de tu petición, así como un código identificador que deberás conservar para futuras referencias.

En un plazo máximo de 15 días hábiles a partir de la recepción de la solicitud, la Biblioteca te enviará un presupuesto (no obstante, en la página web existe una lista de tarifas en función de las características de la reproducción) y la confirmación de que la obra se puede reproducir en los parámetros que has solicitado (por razones de derechos de autor y estado de conservación).

Una vez hayas abonado el importe, recibirás en tu correo electrónico la confirmación del pago y se procederá a llevar a cabo la reproducción de los documentos solicitados. En un plazo máximo de 40 días hábiles a partir de entonces, se te hará entrega de la reproducción por la vía que hayas elegido al realizar la petición: entrega presencial (recoges las copias en la Biblioteca), correo certificado (las recibes en la dirección que prefieras) o descarga digital (documentos digitalizados enviados a través del correo electrónico).

Este sistema permite acercar la Biblioteca a cualquier lugar del mundo en el que te encuentres, sin límites ni barreras.

Autocopia

autocopiaAdemás, desde el 1 de septiembre, la BNE ha implementado el servicio de auto-copia con el objetivo de facilitar el acceso a los ejemplares que aún no están digitalizados. Gracias a este servicio, podrás realizar fotos a los fondos de la BNE con cualquiera de tus dispositivos personales (teléfonos móviles o tabletas). Dichas fotografías se realizan en las mesas acondicionadas para tal efecto, ubicadas en el Salón General, la Sala de Prensa y Revistas, la Sala Cervantes, la Sala Goya y la Sala Barbieri.

Deberás marcar las páginas que deseas fotografiar con los marcadores que se encuentran en las mesas y entregar la obra al personal de sala, quien decidirá si es apta para fotografiar o no. Los fondos bibliográficos y documentales permitidos son los anteriores a 1880, libres de derechos y que estén en buen estado de conservación. Los que quedan excluidos del servicio son manuscritos, hojas sueltas que estén sin encuadernar, materiales con partes desplegables o de manipulación compleja, ejemplares únicos que estén retirados de la consulta al público y obras cuyas circunstancias desaconsejen su reproducción.

Una vez que el responsable de sala te haya dado permiso para realizar las fotografías, deberás acercarte hasta la mesa acondicionada y colocar la obra sobre el cojín, sujetando las páginas con los pesos. Manipulando la obra con cuidado para evitar posibles daños, podrás realizar la fotografía con el dispositivo móvil con el flash y el sonido apagados. En cualquier caso, el uso de las imágenes tomadas deberá respetar la legislación vigente en materia de derechos de autor y propiedad intelectual.

bne

Con todos estos servicios, la Biblioteca Nacional mantiene abierto el uso de sus documentos a todos los usuarios, para acercar la información y la cultura a todo el mundo. Lejos queda esa idea de que sólo se puede disfrutar de los fondos de la Biblioteca acudiendo presencialmente a la sede. Cualquiera puede acceder a la riqueza de nuestra cultura porque la Biblioteca Nacional está cerca de ti.

Texto  y vídeos: Mara Jarones y Borja Sierra

Enlaces de interés:

Formulario para el encargo de reproducción de documentos

Normativa de obtención y uso de reproducciones

Instrucciones del servicio de auto-copia

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *