La Hemeroteca Nacional

Fachada de la Hemeroteca Nacional

Fachada de la Hemeroteca Nacional

La Hemeroteca Nacional, nacida en 1943 y abierta al público en 1949, fue creada para reunir y conservar las publicaciones periódicas españolas, organizar una colección de prensa extranjera y permitir la explotación de sus fondos en trabajos de documentación. En un principio los fondos se depositaron en un palacete de la calle Zurbano y en los sótanos de la Escuela Oficial de Periodismo de Capitán Haya, hasta que en 1949 se instala en la calle Zurbarán, 1. Pronto hubo que buscar más espacio y en 1968 se habilitó la sede filial, en San Agustín, 5, para la colección de revistas.

El continuo crecimiento de los fondos obligó a buscar un alojamiento más apropiado, y para ello se optó por la restauración y remodelación del Palacio del Marqués de Perales, en la calle Magdalena, 10, edificio de principios del s. XVIII con portada de Pedro de Ribera que fue construido probablemente sobre un antiguo convento del s. XVI del que aún se conserva una curiosa cripta con bóvedas en ladrillo visto. La nueva sede de la Hemeroteca se abrió al público en noviembre de 1984 después de tres años de obras de acondicionamiento, y allí permaneció hasta su traslado a la Biblioteca Nacional en 1995. En la actualidad, el edificio alberga la Filmoteca Nacional.

Salón de lectura de la Hemeroteca Nacional

 

 

 

 

 

 

 

 

Si en un principio era un organismo independiente cuyos fondos se alimentaban básicamente de la «censura previa», es decir, de los números que las publicaciones tenían que enviar a la censura gubernativa derivada de las leyes de Prensa de 1938 y de 1966, con la promulgación de los  Decretos 565/1985 y 848/1986, la Hemeroteca pasa a integrarse en la estructura de la Biblioteca Nacional, que se encarga desde entonces de la  prensa recibida por Depósito Legal, aunque los donativos efectuados por los propios periódicos siempre fueron una importante vía para completar las siempre incompletas colecciones de prensa.

Sus fondos estaban constituidos por tres colecciones: la colección de prensa española, integrada por los cerca de 1.200 títulos editados desde 1945; la colección de prensa extranjera, que contaba con más de un centenar de títulos europeos y sudamericanos, y la colección de revistas de información general. En 1993, la Hemeroteca inauguró dos nuevas salas, por lo que desde esa fecha disponía de  tres salas al público: la tradicional Sala de Lectura, en la que se servían los fondos retrospectivos y encuadernados, y las nuevas Sala de Prensa Diaria, con fondos de libre acceso, y  Sala de Microfilm, que reunía una colección de material hemerográfico en este soporte. Con las tres se disponía de un total de 176 puestos de lectura para servir los 90.000 volúmenes de la colección almacenados en los 5.000 metros lineales conservados en las 5 plantas de depósito.

Laboratorio de microfilmación

Laboratorio de microfilmación

El 31 de enero de 1996 se cierra al público la Hemeroteca Nacional con su sede en la calle Magdalena y comienza el traslado de sus fondos a la Biblioteca Nacional de España. Pronto se hizo necesaria la división de su colección entre el primer depósito de la Biblioteca en la calle Recoletos y el segundo depósito de Alcalá de Henares, dado que el primero era incapaz de alojar toda la colección debido a la falta de espacio que sufría. Para facilitar la consulta de los fondos a los usuarios y evitar a los volúmenes el desgaste que estaba ocasionando el continuo movimiento de fondos entre Recoletos y Alcalá, se impulsaron planes de microfilmación de prensa primero y de digitalización después  que han permitido que una gran parte de la colección de periódicos esté disponible en soportes alternativos y han simplificado la consulta de la prensa.

Hemeroteca Digital de la Biblioteca Nacional de España

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *