El recuerdo de una representación histórica: El Amor Brujo

… ¡No quiero apresar
los pececillos del río;
quiero hallar un corazón
que se me ha perdío!

(del Romance del pescador)

BNE M/4496

BNE M/4496

El 15 de abril de 2015 se cumplieron cien años del estreno en el Teatro Lara de Madrid de El amor brujo, gitanería en un acto y dos cuadros, con libreto de Gregorio Martínez Sierra y música de Manuel de Falla; los decorados los hizo Néstor Martín Fernández de la Torre, fue dirigida por José Ballesteros y la dirección escénica corrió a cargo de Martínez Sierra. La interpretaron Pastora Imperio como Candela, acompañada por Rosa Canto, María Imperio, Perlita Negra y Víctor Rojas y se representó también en Valencia, Barcelona y Buenos Aires.

Inicialmente la obra no tuvo el éxito esperado. las críticas no fueron muy alentadoras, por lo que Falla tuvo que realizar varios arreglos. La composición estrenada en 1915 fue, por tanto, una primera versión, que derivaría más tarde en un ballet para orquesta sinfónica. Habría varias adaptaciones más: un sexteto de dos números de la gitanería, estrenado en Madrid en septiembre de 1915 en el Casino Español, otra versión de concierto estrenada en Madrid en el Hotel Ritz (28-III-1916), otras versiones como Suite nº 1 (1919-1921) o Suite nº 2 (1922). La versión más conocida se estrenó en París en 1925 con el calificativo de “Ballet, para concierto” y fue protagonizada por Antonia Mercé, “La Argentinita”, aunque años después Falla escribió una nueva adaptación, “Suite-Homenajes” (1938).

Animados por el precedente del enorme éxito cosechado con la conversión de la farsa El corregidor y la molinera en el ballet El sombrero de tres picos, Falla y el matrimonio Martínez Sierra (Gregorio Martínez Sierra y su mujer, María Lejárraga) prepararon un nuevo proyecto en colaboración con la pantomima del Amor brujo.

El amor brujo fue compuesto para Pastora Imperio, interpretada por ella misma como protagonista y su cuadro familiar (1915). No solo la música, también la escenografía y el vestuario fueron otras de las grandes novedades del estreno, con un toque de moderna creatividad: una cueva de gitanos, el azul del cielo, telas de colores muy intensos y cuatro figuras muy inquietantes en la primera escena creaban una gran expectación al público. En la segunda escena la cueva de la bruja sólo estaba iluminada por la luna y el fuego. Los trajes aportaban un nuevo concepto de lo español.

Para el nuevo estreno el 22 de mayo de 1925, en el Trianon Lyrique de París, el ballet cambió sustancialmente. Se introdujeron algunos números musicales nuevos a partir de las revisiones sinfónicas de 1916 y 1917, en los que se eliminaban las partes habladas.

El argumento de la versión estrenada en París también introducía variaciones: en la primera versión, una gitana enamorada y no correspondida acudía a la brujería para conquistar el amor ingrato y lo logra después de una noche de conjuros. En la versión de 1925 cambia la historia, y ahora Candela, enamorada de Carmelo, sí es correspondida, aunque entre ella y el amor se interpone el fantasma de su antiguo hombre. Los autores intentan una nueva organización de la trama e introducen en el argumento un cierto embrollo que no resultó fácil de entender a la mayoría del público.

El legado de Manuel de Falla se conserva desde 1991 en la Fundación Archivo Manuel de Falla ubicada en Granada, junto al Auditorio Manuel de Falla, muy cerca de La Alhambra y de la casa de la Antequeruela, donde el compositor vivió varios años. Sus objetivos fundacionales son la conservación, incremento de fondos y difusión de la figura y la obra de Manuel de Falla tanto al gran público como a los musicólogos. El archivo reúne gran parte de sus partituras autógrafas, así como documentación personal y su gran biblioteca, y es el centro más importante para el estudio de la vida y obra de quien fuera uno de los más grandes músicos españoles de todos los tiempos.

El Archivo está formado por diferentes secciones, atendiendo a los documentos que guarda: partituras y manuscritos musicales, correspondencia, documentación personal, biblioteca personal, fotografías, programas de concierto, artículos de prensa, material audiovisual, grabaciones históricas, carteles, bocetos, etc. y en su gestión y financiación intervienen el Ayuntamiento de Granada, Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, Consejería de Cultura y Deporte de la Junta de Andalucía y la Universidad de Granada.

Sabemos que Manuel de Falla fue usuario frecuente de la Biblioteca Nacional durante su etapa de residencia en Madrid. El Departamento de Música y Audiovisuales reúne unos 255 documentos con su obra o dedicados a su figura en partituras, registros sonoros y videograbaciones. Entre ellos, la Biblioteca dispone de la primera edición de la partitura vocal (M/4499) del Amor brujo, realizada en 1921 por J. & W. Chester, ilustrada por Natalia Gontchanova y con texto bilingüe del argumento en francés e inglés También disponemos de la partitura con las partes de piano director y banda arregladas por Allan Street (Mp/256/9), además de la reducción para piano (Mp/323/36), otra partitura de estudio de 1924 (Mp/277/6) y un ejemplar suelto de la parte de violín de otra edición de 1934 (Mp/323/18).

En cuanto a los registros sonoros, hay que resaltar dos rollos de pianola (Rp/1926 y Rp/4951, fabricados en la Garriga, Barcelona), y otros producidos por Rollos Best (1920) y Rollos Victoria (1925), este último una edición relacionada con el estreno de París el 22 de mayo de ese año. En discos de pizarra (78 rpm) conservamos grabaciones realizadas por Transoceanic en 1931 (Ds/9437/7), por la Compañía Gramófono Odeón en 1935 (Ds/14/4) y por Columbia en 1940 (Ds/14018/2).

Por último, también disponemos de una película de Rovira-Beleta escrita por José Antonio Medrano, J. M. Caballero Bonald… con la adaptación y dirección musical de Ernesto Halffter y con el acompañamiento de Narciso Yepes.

José María Soto de Lanuza
Servicio de Partituras

Bibliografía

Andrade Malde, J., López Calo, J. y Villanueva, C. Manuel de Falla a través de su música (1876-1946). – A Coruña: Conde de Fenosa, 1996.

Casares Rodicio, Emilio. Música y músicos de la generación del 27, en La música del 27. Homenaje a Lorca. – Madrid: Ministerio de Cultura, 1986.

Crichton, Robert. Manuel de Falla. Catálogo descriptivo de sus obras. Madrid: Banco Exterior, 1989.

Franco, Enrique. Generaciones musicales españolas, en La música en la generación del 27. Homenaje a Lorca. – Madrid: Ministerio de Cultura, 1986.

Gallego, Antonio. Catálogo de obras de Manuel de Falla. – Madrid: Ministerio de Cultura, Dirección General de Bellas Artes y Archivos, 1987.

 

Comparte

Esta entrada tiene un comentario

  1. Buenos días.
    He leído tu artículo con interés. La protagonista del Amor Brujo fue en efecto Antonia Mercé, pero la llamaban la Argentina y no la Argentinita: ésta fue otra bailaora seguidora de la Argentina, que se llamaba Encarnación López Júlvez, pero fue posterior.
    Cordialmente.
    María Isabel Diez Torres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *