La obra bibliográfica: historia, teoría y práctica

por | 12 julio, 2021
image_pdfDescargar entrada en pdf

The bibliographic work: history, theory, and practice

Chris Holden

Cataloging & classification quarterly, ISSN 1544-4554, Vol. 59, n. 2-3, 2021, p. 77-96

Este artículo presenta una definición básica de obra, explora cómo la idea de obra ha contribuido a la historia de la catalogación, observa cómo se usa la obra en las actuales pautas de catalogación y finalmente investiga cómo se relaciona la obra con tipos específicos de recursos bibliotecarios. Para estar situada en el centro del universo bibliográfico, la definición de obra puede ser sorprendentemente difícil. Obra e instancia se basan una en la otra; la obra es conceptual e intangible, y solo puede encontrar una expresión después de haber sido comunicada a través de una instancia. Una instancia no tiene contenido intelectual por sí misma; es un objeto materia que expresa las ideas de una obra. Una obra puede expresarse a través de múltiples instancias, pero ninguna instancia única representa una obra. Las normas de catalogación comenzaron a codificarse a mediados del siglo XIX, y muchas de ellas reconocen al menos implícitamente la distinción entre obra e instancia. En la época de la catalogación por fichas, la asignación de múltiples instancias a la misma obra se realizaba a través del uso del título uniforme, un encabezamiento estandarizado que permitía archivar juntas todas las ediciones una obra, independientemente de las traducciones o cambios del título. Aunque FRBR es un modelo conceptual que se aparta de cualquier código de catalogación individual, se desarrolló con el futuro de la catalogación en mente. Específicamente, los catalogadores veían FRBR como una manera de conseguir la reunión de las obras, y también como una manera de registrar los datos de la obra como algo separado del registro bibliográfico de la instancia.  Los desarrollos que tuvieron lugar respecto a la nueva generación de herramientas de catalogación también implicaron al trabajo. El modelo BIBFRAME, un esquema bibliográfico de datos enlazados que en algún momento pretende sustituir a MARC, usa un modelo de dos niveles obra/instancia, y define la obra como “la esencia conceptual del recurso catalogado”. La obra como concepto teórico puede ser aplicada más allá de las monografías. La relación entre obra y libro monográfico es relativamente simple: la obra es considerada el contenido intelectual, mientras que la instancia es cómo ese contenido se manifiesta. Al faltarle lo que el informe de 1998 de FRBR llama “notación alfanumérica”, ha sido difícil encajar la música en el marco obra/instancia y las reglas de catalogación desarrolladas para el texto. La utilización de la obra para las imágenes en movimiento plantea los mismos problemas, en especial que es un elemento extratextual que debe ser experimentado temporalmente. Las seriadas son difíciles de encajar dentro del modelo bibliográfico debido a su misma definición, ya que cambian continuamente con la publicación de cada nuevo número. Las reglas respecto a la catalogación de agregados han sido escasas, y a lo largo de la mayor parte de la historia de la catalogación no ha habido ningún método aceptado para trabajar con ellos. Modelos recientes han tratado la obra no solo como una abstracción intelectual, sino como una entidad que deberá funcionar en entornos de datos enlazados. LRM propone explícitamente que sus definiciones sean tan estrictas como sea posible.

https://www.tandfonline.com/doi/full/10.1080/01639374.2020.1850589

Resumen elaborado por Antonio Rodríguez Vela

Comparte:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *