Estrategias para acuerdos de publicación y lectura transformacionales en Norteamérica

15 octubre, 2019

Strategies for Transformational Publish and Read Agreements in North America

George Machovec

Journal of Library Administration, ISSN 1540-3564, Vol. 59, n. 5, 2019, p. 548-555

Muchas bibliotecas europeas están intentando llegar a acuerdos con grandes editoriales para intentar que acepten modelos de acceso abierto. En 2016 el Max Planck Institute publicó su iniciativa OA2020 (https://oa2020.org), que sirvió de base para alcanzar diversos acuerdos. Cada editor, consorcio y acuerdo tiene sus propias características, pero todos en el marco del acceso abierto. Debido a la diversidad del mercado norteamericano, allí el cambio ha sido más complejo. Uno de los primeros acuerdos tuvo lugar en abril de 2019 entre la California Digital Library (CDL) y Cambridge University Press. Uno de los mayores retos de pasar de un modelo basado en la suscripción a uno en acceso abierto es que no puede hacerse rápidamente. Mientras que acaban los contratos se pasa por un periodo de transición. Uno de los puntos más importantes en los contratos es la negociación de una tarifa plana que permita a las instituciones adquirir los artículos y que permita que sus usuarios puedan leerlos en acceso abierto. Una buena posición de negociación para las bibliotecas es la formación de consorcios que permita obtener acuerdos ventajosos con las editoriales. El aumento de los precios de las publicaciones periódicas y el descenso de los presupuestos ha hecho que en los últimos años cada vez sea más acuciante la necesidad de llegar a acuerdos. El acceso abierto también puede ser beneficioso para los investigadores. Esta situación es más complicada en Norteamérica, ya que las organizaciones están más disgregadas y es difícil que se unan para poder presionar. Otro problema es cómo llegar a acuerdos de acceso abierto cuando la mayoría de las instituciones se ocupan más de la enseñanza de que de la investigación, por lo que sus publicaciones son limitadas. Una opción sería que los precios de las suscripciones variaran según el tamaño de la institución. Es importante tener un conocimiento de los datos para poder negociar mejor. Por ejemplo, al saber los patrones de publicación de cada campus se tendrá una posición preferente a la hora de planificar los periodos de contratación.

https://www.tandfonline.com/doi/full/10.1080/01930826.2019.1616969

Resumen elaborado por Antonio Rodríguez Vela

Comparte: Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *