Embracing change

4 noviembre, 2013

Oliver Pesch

Serials Review, 39 (2013), p. 153-161, ISSN 0098-7913

Ante las largas listas de tareas pendientes que los profesionales de las bibliotecas tienen a menudo sobre la mesa, el autor del artículo invita a echar la vista a atrás y reflexionar sobre todo lo que se ha logrado en los últimos tiempos. Poniendo de ejemplo las bibliotecas universitarias, se repasan los cambios tecnológicos que han ido transformando la biblioteca desde los años 80 y se pone de manifiesto cómo el personal se ha ido adaptando a esos cambios creando soluciones a cada cambio. Si el bajo presupuesto va, en principio, en detrimento de los servicios bibliotecarios, el autor resalta que es a la vez uno de los factores que favorecen el progreso, como es el caso de la reducción de la colección impresa en favor de la electrónica, consiguiendo además multiplicar los títulos tanto en publicaciones periódicas como en libros. Y con la reducción de la colección física, el espacio de la biblioteca se ha liberado, lo que trae consigo que la fisonomía de la biblioteca física peligre tal y como la conocemos hasta ahora, para dar paso a la actualización de los espacios, de manera que ya están surgiendo salas de estudio espaciosas y abiertas a la colaboración, o salas privadas adaptadas a las nuevas tecnologías. Otros servicios también están surgiendo dentro de las bibliotecas universitarias, como las cafeterías, los laboratorios informáticos, de matemáticas o de escritura. El profesional bibliotecario también ha dado importantes pasos en cuanto a las tecnologías de búsqueda, ofreciendo al usuario la búsqueda de diferentes materiales desde el mismo buscador, mostrando además la relevancia de los documentos, y su disponibilidad en tiempo real. En la universidad, los bibliotecarios están trabajando en el acceso al conocimiento de todo el mundo a través de las herramientas de digitalización y los repositorios, convirtiendo a la biblioteca virtual en el centro del campus universitario y consiguiendo las más altas cualificaciones de calidad. Los cambios continúan: la adquisición de libros electrónicos, la preservación de los materiales digitales, las rutas oro y verde del movimiento open access, las alternativas métricas para la evaluación del impacto académico de revistas, artículos y tesis, etc.; el autor prevé así que comienza una nueva etapa muy interesante en el mundo bibliotecario.

Resumen realizado por la Sección de Documentación Bibliotecaria

Comparte: Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *